fbpx
.st0{fill:#FFFFFF;}

Ecommerce

Tienda física o comercio online: ¿en cuál te conviene invertir?

 febrero 19, 2020

By  Roberto Jasinski

  • Home
  • /
  • Blog
  • /
  • Ecommerce
  • /
  • Tienda física o comercio online: ¿en cuál te conviene invertir?

En los últimos años, los hábitos de compra de los consumidores han cambiado tanto que muchos emprendedores se preguntan cuál es la opción ideal para invertir. Las alternativas no son muchas, de hecho, son dos: o una tienda física o un comercio online. En cualquiera de los casos, los costos son importantes a la hora de empezar un nuevo proyecto.

Aunque, actualmente, las nuevas tecnologías han influido en las decisiones de compra de los usuarios, todavía existe mucha gente que prefiere tocar sus productos antes de comprarlo. Sin duda alguna, esta disyuntiva pone entre la espada y la pared a muchos vendedores.

Por suerte, en esta publicación, te mostraremos algunas ventajas y desventajas de tener una tienda física o digital. De esta manera, podrás evaluar cuál es la que más se adapta a tus necesidades y presupuesto. Pero antes, primero tenemos que saber lo que necesitamos para establecer nuestro negocio en un local o en un comercio online.

Requerimientos

Cualquiera que las opciones, tienda física o digital, proporcionará soluciones diferentes. Además, en los locales, por ejemplo, se necesitarán cumplir con aspectos legales y considerar otros más como:

  • Local, con el espacio adecuado para cubrir tus necesidades.
  • Personal, con uniforme, horarios, etc.
  • Muebles, para amoblar y equipar tu tienda con lo indispensable para operar.
  • Suministros.
  • Inventarios.

En caso de los comercios electrónicos, deprendiendo del tipo de negocio que tengas, necesitarás elementos esenciales como:

  • Internet.
  • Página web con un excelente diseño.
  • Sistemas de pagos.
  • Proveedores.
  • Técnicas de marketing.

Como verás, las cosas que necesitamos para emprender nuestro negocio son muy diferentes y, por lo tanto, los gastos para comenzar varían. En todo caso, siempre va a depender del tipo de negocio que quieras montar.

Ahora que ya sabemos los requerimientos que necesita nuestra tienda online o comercio físico,  a continuación, veamos las ventajas y desventajas.

Costo económico 

Para comenzar, para mantener un negocio físico se requiere afrontar gastos elevados. Por ejemplo, hay que considerar el alquiler, servicios, mobiliario, decoración, etc. Y eso no es todo, a la idea también se le suma el costo del recursos humano que vamos a necesitar para atender a los usuarios y mantener en orden el local. Sin duda alguna, es una opción que deja en desventaja a la tienda física.

Por otro lado, mantener una tienda online es mucho más fácil, ya que, incluso, existen plataformas de ecommerce gratuitas. Además, en caso querer tener nuestro propio sitio, solo deberemos pagar por el plan de hosting, el dominio, el desarrollo y el mantenimiento. Generalmente, estos planes no son costosos y son muy completos.

Practicidad

En la actualidad, los locales físicos están perdiendo uno de los puntos más importante a su favor. Este es la presencia de vendedores especializados capaces de asesorar idealmente a los clientes. Lamentablemente, hoy por hoy, muchos compradores se asesoran por cuenta propia sobre cada producto antes de comprarlo. Esto lo hacen a través de reseñas, opiniones y datos técnicos que encuentran en Internet. Tomando en cuenta esta realidad, hay que aceptar que esta situación es una razón menos para comprar en una tienda física.

Comodidad

Otro punto a favor de las tiendas online, es que muchas personas las prefieren porque pueden revisar los productos durante todo el tiempo que quieran, sin salir de su casa y sin estar rodeado de gente.

Alcance

Con un comercio electrónico, existe la posibilidad de vender productos a nivel global. Esta es una ventaja que te ayuda a obtener un público objetivo mayor al de una tienda física.

Competencia

Cuando empezamos una tienda física, no resulta difícil determinar quiénes son nuestros competidores. De hecho, estos son todos aquellos que realizan una actividad parecida a nuestros alrededores. Sin embargo, en las tiendas online no tenemos esa ventaja. En Internet podemos encontrar miles de vendedores que promocionan las mismas cosas que nosotros. Por supuesto, para destacarnos entre la multitud, hay que poner en práctica una serie de estrategias de marketing digital.

Atractivo

De acuerdo a un estudio realizado por el Instituto de Tecnología de California, hay una probabilidad de que el 50% de los consumidores que tienen la posibilidad de ver y tocar un producto, estarán dispuestos a pagar, en comparación con los que no. Por otro lado, estudios de TimeTrade realizado a varias personas, demostró que el 85% de los encuestados prefieren las tiendas físicas.

Confianza 

Los productos mostrados en vivo, son mucho más atractivos que los mostrados en Internet. Además, todavía existe un poco de desconfianza en torno a las oscommerce, especialmente si funcionan sobre plataformas gratuitas.

Por otro lado, los intercambios online con el vendedor no tienen la misma cercanía. Es decir, hay mucha diferencia entre el contacto cara a cara y las fotografías pueden no revelar el verdadero estado del producto. Otro punto que puede ser negativo, es que algunos comercios electrónicos no están legalmente registrados y no emiten ningún tipo de comprobante de ventas. No obstante, eso no quiere decir que el origen de sus productos es dudoso.

Conclusión

Para finalizar, lo mejor elección que se puede hacer, es tener una tienda física y una tienda online. De esta manera, los consumidores tendrán opciones a la hora de hacer sus compras. Además, ambas opciones puede coexistir en el mismo proceso de compra. De acuerdo a una encuestra realizada por Nextopia, el 44% de los clientes se verá más inclinado a realizar una compra en línea si puede pasar a retirar el producto por una tienda física.

Sin embargo, si solo puedes elegir una de las dos opciones, se debe considerar la naturaleza de nuestros productos. Según un estudio realizado por Mintel, los compradores tienden a comprar online productos que pueden no ser totalmente necesarios en el momento. Estos pueden ser, por ejemplo, indumentaria, electrónica, juegos, juguetes, artículos escolares. Por otro lado, también hay que considerar que, si no se puede abrir una tienda física, en tu ecommerce debes ofrecer que le brinden la mejor experiencia a los compradores.

Roberto Jasinski

​Sobre el Autor

Fundador de Making Experience y creador de varios modelos estratégicos basados en negocios por Internet. Trabaja con estrategias, metodologías y procesos comprobados para ayudar a las empresas a crecer rápidamente, pero de manera sostenible en el tiempo.

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

Mejora tus habilidades. Unite a más de 20,000 suscriptores.

Es hora de que te escuchen y entiendan. Suscribite a nuestro EMAIL SECRETS newsletter de forma  gratuita para aprender ideas, secretos y mucho más.